tecnica-alexander-coaching-ontologico

15 preguntas frecuentes que te haces sobre la Técnica Alexander

By: Maria | 14 Feb 2017

Cuando me llamáis para informaros o apuntaros a clases de Técnica Alexander en Madrid me gusta dedicar la conversación a tus necesidades particulares.  Algunas preguntas, sin embargo, son generales. Más o menos nos las hacemos todos… Y a esas he intentado responder en este post.

 

1. ¿Qué es la Técnica Alexander?

Una herramienta para reducir el esfuerzo que pones en vivir día a día. La energía que ahorres te servirá para hacer más cosas, para hacerlas mejor y para descansar. Te enseña cómo eliminar barreras en el movimiento físico y mental. El proceso de aprendizaje comprende la organización de tu mapa corporal, el desarrollo de la atención, pasar de la reacción automática a la acción consciente y manejar la intención hacia lo que quieres conseguir. Es un entrenamiento físico y mental.

 

2. ¿Es muy conocida la Técnica Alexander en España?

Entre músicos, actores, bailarines y deportistas, sí. Las profesiones que dependen de su cuerpo para reducir el esfuerzo se ocupan de tener herramientas con las que desplegar plenamente su potencial. La preparación física y mental es crucial para prevenir trastornos músculo esqueléticos, lesiones y sobrecargas. La Técnica Alexander es una herramienta que cubre la preparación física y mental trabajando la atención y el control consciente del movimiento.

 

Ahora te pregunto: en tu profesión y en tu vida, ¿puedes decirme cuando no utilizas tu cuerpo?

 

3. ¿De dónde surge la Técnica Alexander?

Su creador fue el australiano F.M. Alexander (1869-1955). En origen actor, F.M. Alexander dedicó su vida a experimentar empíricamente cómo el uso que hacemos de nosotros mismos en la vida cotidiana afecta nuestra estructura y nuestro funcionamiento. Centró su trabajo en la estabilidad del cráneo sobre el cuello, la columna vertebral y la pelvis y en cómo re-aprender patrones de movimiento automatizados para favorecer nuestro sistema postural. Dos de sus libros, El Uso de Sí mismo y Control Consciente del Individuo nos hablan sobre el foco de su obra. La Técnica Alexander es una herramienta extremadamente útil en procesos de aprendizaje: proporciona auto-conocimiento, observación, discernimiento y un criterio claro sobre la consciencia aplicada a la actividad.

 

Tecnica Alexander clases y cursos en Madrid

 

 

4. ¿Si no tengo ningún problema me va a ayudar?

Este es el punto de partida ideal. Eso sí, hay pocos que empecemos desde aquí. Nos ponemos en marcha por necesidad. Esa necesidad puede ser de auto-conocimiento, de autenticidad, de cuidado, de coherencia, de conexión, de confianza, de rendimiento, de comunicación… Tómate un momento y cierra los ojos. Del 1 al 10, ¿cual es tu grado de bienestar ahora? Respira. No importa si es mucho o poco… ¿Qué te haría sentir mejor?

 

5. ¿Puedo aprender la Técnica Alexander por mi cuenta?

Puedes prepararte para aprenderla y, si lo haces con la actitud adecuada, puedes avanzar muchísimo tu proceso. Lo más normal es que a partir de un momento tengas dudas sobre si lo estás haciendo bien o mal y necesites experiencias sensoriales además de información. Un profesor acreditado está preparado para hacer ese puente. E insisto en que sea acreditado porque me he encontrado con alumnos que decían haber hecho Técnica Alexander en alguna jornada o curso y, sea lo que fuere, aquello no era Técnica Alexander. Afortunadamente el intrusismo profesional no se da a menudo.

 

6. ¿La Técnica Alexander se parece al yoga o al pilates?

Para mí, no. La Técnica Alexander es, en cierto modo, una pre-técnica que tú puedes aplicar y que catapultará tu experiencia con el yoga, con el pilates y, en general, con cualquier actividad. Se utiliza con éxito en el deporte, la preparación al embarazo y al parto, la educación y el mundo laboral. Aporta una herramienta directa y práctica con la que revisar cómo haces tus movimientos cotidianos y cómo te conduces por la vida. Criterio, claridad y dirección son cualidades que te ayudarán a resolver la pregunta (que no me gusta mucho, por cierto) de si lo haces bien o mal y orientarla hacia para qué hago lo que hago y si lo puedo hacer con menos esfuerzo.

 

7. ¿Puedo compaginar la Técnica Alexander con el fisioterapeuta?

Sí, sin problema. Si los dos profesionales están en una misma línea mejor que mejor. La Técnica Alexander proporciona el cambio de hábitos necesario para mejorar y mantener las mejorías.

 

8. ¿Puedo utilizar la Técnica Alexander mientras trabajo?

Absolutamente, sí. En este enlace puedes encontrar información sobre la Técnica Alexander y el bienestar laboral.

 

Tecnica Alexander clases y cursos PRL, RRHH

9. ¿Cuántas clases son necesarias?

Aprender la Técnica Alexander es un proceso. Depende de muchos factores. Fundamentalmente de lo que necesitas y quieres conseguir, de tu punto de partida y de tu implicación. Yo tengo alumnos que con 10 clases se llevan una buena base para trabajar por su cuenta. Otros que con 5 logran cambiar el foco a un tema puntual. Y otros que vienen 1 ó 2 veces al mes porque lo consideran muy valioso en su crecimiento personal y desarrollo profesional. Para mí el foco está claro: el proceso no se puede acelerar pero sí se puede optimizar cuando el compromiso y la atención están en su sitio. Mi trabajo es guiarte para que lo estén. 

 

10. ¿Se puede aprender la Técnica Alexander en clases en grupo?

La Técnica Alexander es un aprendizaje que requiere sobre todo de una actitud adecuada de investigación de uno mismo. El marco mental con en el que uno se aproxima o que crea al principio de su aprendizaje es muy importante para abrirse a experimentar lo que es salir de la zona de confort que nos ofrecen nuestra postura, hábitos, y reacciones. Eso se puede construir muy bien en un contexto grupal, al igual que un mapa corporal que nos permita desarrollar nuestra capacidad de observación y atención. De hecho, tienes a una de las alumnas de F.M. Alexander, perteneciente a lo que se conoce como primera generación de profesores, Marjory Barstow que trabajó muchísimo en grupo y explicaba que lo que ella hacía era enseñar a sus alumnos a pensar.

 

Junto a esto, nuevas experiencias sensoriales que den pie e integren una nueva forma de hacer -o no hacer- son necesarias para comprender los principios de inhibición y dirección. Estas se adquieren óptimamente en sesiones individuales. Pero la intención con la que yo trabajo es que tú aprendas y apliques -y por tanto también experimentes con ese tándem pensamiento-sensación- por ti misma.

 

11. ¿Cómo encontrar un profesor de Técnica Alexander en Madrid?

Puedes consultar el listado de la Asociación de Profesores de Técnica Alexander de España (APTAE) y encontrar un profesor en Madrid y en toda España. La mayoría nos concentramos en Madrid y Barcelona. También nos encuentras en capitales de provincia más pequeñas. Yo, por ejemplo, doy clases en Segovia y me desplazo para hacer cursos por toda España.

 

12. ¿Dónde me puedo formar como profesor de Técnica Alexander?

La formación requiere un mínimo de 1600 horas en una escuela reconocida oficialmente  por la Asociación de Profesores de Técnica Alexander de España o del país en el que desees formarte. Desde hace unos años las asociaciones nacionales se desligaron de STAT (Society of Teachers of the Alexander Technique) y constituyeron sus propias asociaciones y órganos reguladores.  En España puedes formarte en las escuelas de Técnica Alexander en Madrid, Barcelona y Terrasa. Yo me formé bajo la dirección de Paul Versteeg y Tessa Marwick en el Alexander Techniek Centrum de Amsterdam (Holanda).

 

13. ¿Hay algún caso en el que la Técnica Alexander no funcione?

Esta pregunta me la hicieron en una conferencia y me gustó. No funciona si buscas recetas en plan “ponte así y asá”, “prohibido hacer esto, obligado hacer esto otro”. No funciona si tu actitud es la de “dejarte hacer”: disfrutarás la experiencia pero no aprenderás. Funciona peor si cuando vienes a clase o practicas estás tan cansado que lo único que quieres es olvidarte y desconectar. No funciona si no practicas: es como comprarte una bicicleta último modelo, si la dejas en el balcón no te llevará muy lejos.

14. ¿Qué necesito llevar a clase?

Nada especial. Ropa en la que te sientas tú y te sientas cómoda para moverte. Unos calcetines limpios y calentitos son estupendos. En el estudio encontrarás todo lo que necesitas. Si te pido que vengas unos minutos antes de tu clase para que te prepares con calma, hagas un descanso activo y entres a clase centrado. ¡Te cundirá mucho más!

 

15. ¿Cuánto dura una clase individual de Técnica Alexander?

45 minutos. Al comienzo, la periodicidad es semanal. Si quieres saber más sobre horarios y precios, consúltame.

 

En otra entrada te contaré porqué uno la Técnica Alexander y el Coaching Ontológico… Poco a poco.
¿Tienes alguna pregunta que me haya dejado? Mira que le he dado vueltas… ¡Escríbeme porque quiero responderla (si puedo)!

 

 

 

 



Entradas Relacionadas

Escribe un comentario