¿Es este tu caso?

¿Trabajas en el área de Prevención de Riesgos, Formación o Empresa Saludable?
¿Buscas una formación eficaz, innovadora y bonificable para tu empresa?
¿Quieres reducir la tensión física y mentaly mejorar el clima laboral?
¿Quieres ayudar a reducir las bajas y mejorar la salud de tus empleados?
¿Te gustaría que tuvieran más herramientas para saber cómo cuidar de si mismosen el trabajo y en su día a día?
¿Más herramientas para mejorar la comunicación y las relaciones en el trabajo?

 

¿Crees que cuando te sientes bien trabajas mejor?
El bienestar como inversión.

Beneficios para los trabajadores:

  • Incorporar y sostener hábitos saludables, a partir de comprender cómo funciona su cuerpo y cómo hacer para que funcione con menos esfuerzo.
  • Incrementar la vitalidad y la energía.
  • Aprender a aplicar los principios del movimiento consciente en la cotidianeidad (estar de pie, sentado, caminar, trabajar con un ordenador o cargar pesos).
  • Entender cómo impactan las emociones y pensamientos sobre su cuerpo.

Beneficios para las empresas:

  • Disminuir bajas laborales.
  • Reducir el absentismo.
  • Obtener mayor vitalidad, rendimiento y compromiso de los trabajadores.
  • Conseguir que todos logren una mejora sustancial en su comunicación no verbal (cuestión vital en términos de negociación).
  • Mejorar notable y visiblemente la responsabilidad empresarial de cara al cliente interno y externo.

Cómo trabajo:

Combino la Técnica Alexander y el Coaching Ontológico. Dos herramientas de aprendizaje integral, potente y agitador en un clima de serenidad y humor.

Diseño e imparto cursos y programas de formación a medida. Mis áreas de especialización son la reeducación postural y del movimiento, el cambio de hábitos, la comunicación y el desarrollo personal y profesional.

Mis cursos son un 80% práctica y un 20% teoría que ayuda a integrar la experiencia en una atmósfera de atención y experimentación. He comprobado que eso hace el aprendizaje más eficaz y duradero.

Qué aportan mis cursos:

 

  • Los cursos aportan una batería de recursos puestos en práctica: quien los aplica ve los beneficios desde el primer día.
  • Los cursos son punteros en contenidos: reaprendizaje neurológico a través de la atención plena aplicada al movimiento consciente.
  • Son punteros en metodología del aprendizaje: integración a través de la experiencia, conexión con objetivos y motivaciones, clima de aprendizaje positivo. Un capítulo especial es el de dedicado a los “frenos del aprendizaje”: la excusas que ponemos para no cambiar.
  • Los grupos son reducidos, los cuido con mimo y la atención es lo más personalizada posible.
  • Entre sesión y sesión el trabajo continua a través del correo electrónico y los recursos on-line.

He trabajado para pequeñas y grandes empresas. Buscaban una formación innovadora, realmente eficaz con los problemas de espalda, premiar a sus empleados, mejorar la comunicación y el clima laboral y apoyar en procesos de reestructuración y cambio.

La mayoría de mis clientes repite.

Testimoniales

“Lo más destacado, para mi, fue darme cuenta de lo importante que es tener conciencia de uno mismo, de escuchar nuestro interior y establecer un diálogo a cerca de quién soy y qué quiero hacer, buscando la coherencia interna y externa.

Aunque estas cuestiones las conocemos a nivel cognitivo, nos falta experimentarlas y vivirlas plenamente y la jornada me llevo a esa comunicación activa conmigo misma y la necesidad de integrarlo en el día a día, lo que mejorará mi bienestar personal y me sitúa en condiciones de ejercer mi trabajo con mayores posibilidades de éxito.

También fueron muchos los temas que salieron y que requieren una mayor profundización, como: cómo vemos a los otros, cómo nos comunicamos con ellos, cuál es mi papel como docente y cómo nos situamos nosotros frente a los otros.

Seguiremos reflexionando y poniendo en práctica estas enseñanzas.

Muchas gracias por compartir con nosotros tus conocimientos y tus convencimientos“.

Maribel Martín

Orientadora Escolar CEIP Elena Fortun

“María ha contribuido de forma decisiva en el concepto de Pelayo Empresa Saludable. Nuestros empleados están haciendo un salto cualitativo. Después de aprender cómo utilizar mejor su cuerpo han adaptado de nuevo sus puestos de trabajo. Se sorprenden de lo rápido que pueden cambiar de hábitos organizando sus movimientos y desarrollando su atención. El 100% afirma tener más herramientas para cuidar de su salud así como una disminución en la frecuencia e intensidad de sus molestias. Nos parece muy positivo que este curso también incluye sesiones sobre la gestión de las emociones y el estrés a través del movimiento. Muy completo y novedoso. Nos consta que nuestros empleados lo aplican también fuera del trabajo. Hemos hecho varias ediciones y repetiremos en un futuro próximo”.

Laura Momblán Martínez

Responsable PRL

“Queríamos un curso realmente efectivo para los problemas de espalda. María ha demostrado que tanto ella como la Técnica Alexander son una herramienta muy efectiva en el trabajo de empresa. Diseñó un curso a medida para nuestra empresa que ha permitido que cada profesional identificara y modificara hábitos dañinos para mejorar su salud y bienestar. Estos cursos nos han enseñado también a cuidar nuestro lenguaje corporal durante las reuniones y presentaciones. Buena observadora, cuidadosa, responsable y cálida en el trato: una excelente mezcla de profesionalidad y humanidad. Un gran resultado y un excelente servicio”.

Encarna Romero

Jefa de Área de Formación Directiva y de Gestión

“En una organización como Amnistía Internacional en la que prima la reacción inmediata a cualquier estímulo, la eficacia, la rapidez de respuesta a la vez que la rigurosidad en lo que hacemos, se tiende a estar siempre en la cabeza, sin conexión con el cuerpo. Hay una hiperactividad que es muy difícil cambiar.

Desde Recursos Humanos buscábamos un curso que ayudara a nuestros trabajadores y trabajadoras a mejorar su bienestar en el trabajo y también en sus vidas. La Técnica Alexander nos dio la respuesta y María  nos ayudó a caminar hacia ella y así nuestras cabezas encontraron un poco de paz y nos encontramos con nuestros cuerpos. Aprendimos la importancia de escuchar a nuestro cuerpo, de atender sus necesidades en cada momento, ser más conscientes de nuestros movimientos y posturas. Aprendimos también la necesidad de parar antes de reaccionar y de cuidarnos.

Algunas de las personas que asistieron al curso nos enviaron mensajes después de realizarlo, abajo incluyo algunos de estos mensajes:

Menos cabeza y más cuerpo: Maria, la “profe” de Técnica Alexander,  dice que se nota que la gente de AI  estamos mucho en la cabeza. Así que me he propuesto hacerle caso y  ponerle mucho cuerpo y poca cabeza a estas  líneas.

Me propuse como objetivo dejar de acumular tensión en cuello y hombros. Estoy siendo más o menos constante con los ejercicios que nos enseñaron y diría que lo estoy logrando, es un gran cambio. Se trata de dedicarle unos minutos a la “escucha activa” de mi cuerpo todos los días y tratar de darle la orden de que deje el cuello libre. Diría que se nota o al menos lo tengo menos agarrotado.

También vimos como sentarnos correctamente y como entrenar nuestro cuerpo para no dar respuestas inmediatas y ser conscientes de como le sientan a nuestro cuerpo para acometerlas con el menor esfuerzo posible.

Además me pareció interesante relacionarme con los compañeros y compañeras en otro espacio y de una forma distinta. Espero que os suméis muchos más a este tipo de iniciativas la próxima vez, vuestro cuerpo os lo agradecerá.

¡Feliz verano a todos y todas,  escuchad mucho vuestro cuerpo!”

Una manera fácil de afrontar tu día a día: Entre el ajetreo, las prisas, el sentir que no te llega el aire que no hay tiempo para nada, … encuentras que sí hay espacios donde es posible tomarte las cosas de otra forma, reflexionar y respirar.

A través de la Técnica Alexander he podido darme cuenta de que hay que “escuchar un poco más a tu cuerpo”, la interconexión existente con tu mente. Lo importante que es para el equilibrio emocional buscar el bienestar físico… Siempre que no te llegue el aire, que notes que el cuello se te va a romper en pedazos, que tus rodillas no responden… lo mejor es preguntarse: ¿puedo hacer esto con menos? Sin duda una experiencia positiva”.

Ana Rebollar

Directora Adjunta Amnistía Internacional España

¿Trabajamos juntos?



Entradas Relacionadas

Centro de preferencias de privacidad

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?